sep
20th

pagando platos rotos

dinero facil En primer lugar darle las gracias a los EEUU por pagar los platos rotos, los suyos y los de algún país que aun no se ha dado cuenta de que la gran bacanal ya HA TERMINADO.

El agujero financiero producido por la gran estafa de la hipotecas subprime iniciada en EEUU con la que bancos, banqueros y brillantes ejecutivos engominados  se han enriquecido, ha sido tapado con mas dinero, la solución ha sido la retirada de las hipotecas basura del mercado, respuesta del gobierno americano para zanjar la crisis que como la del 29 fue creada por la avaricia del dinero fácil.  Al margen de que es una medida con muchos matices sospechosos, es la única acción que permite dar un respiro a la situación y afrontar la verdadera crisis -los precios de las materias primas y la energía- con instrumentos adecuados si la visión perturbada del sistema financiero y el reajuste del sector inmobiliario.

Sin embargo no deja de inquietarme profundamente nuestra situación y la pasividad de las autoridades que han de tomar cartas en el asunto, sobre todo, para corregir  la actual postura tomada por nuestros bancos y cajas de ahorro de recoger velas y suponer que ellos solo están para las maduras y, como no, también articular medidas para que los ciudadanos que han hecho posible el crecimiento de la economía española en los últimos años con su endeudamiento mediante longevas hipotecas no queden abandonados a la peor suerte.

Es conveniente, necesario y urgente que las autoridades realicen su labor y dejen las discusiones bizantinas para mejores tiempos, ahora toca trabajar y tomar decisiones para todo el país, la clientela y los amigos deben aguardar a que la niebla que hemos, han cultivado, escampe.

sep
15th

La rutina

RUTINA Parece que ya se han ido las calores y apetece más sentarse tranquilamente frente al teclado.  El verano y las vacaciones anejas, en la mayoría de los casos están agotadas, volvemos a la ansiada rutina que tanto nos perturba y que hace que pasados unos meses estemos planeando las vacaciones del año que viene.

Lo peor de la rutina suele ser su avaricia, su empeño en ocupar demasiadas horas del día, se come la vida y la hace mas corta, de forma exponencial, a medida que pasan los años la rutina devora más rápidamente los días.

Lo mejor de la rutina es que la conocemos, existe complicidad y conocimiento mutuo, la toleramos y en cierta manera no somos capaces de prescindir de ella demasiado tiempo, cuando no la tenemos la echamos de menos y su ausencia prolongada nos inquieta y nos incómoda.  La ausencia de rutina siempre supone un mayor esfuerzo físico e intelectual.

No podemos confundir la rutina con el aburrimiento o la desidia, la rutina es algo contrapuesto a la incertidumbre, es la seguridad de levantamos cada mañana y tener la certeza de que la escala de necesidades de Maslow la tenemos cubierta en lo básico, al menos.

El Sol joven y fuerte ha vencido a la Luna que se aleja impotente del campo de batalla.